Ingresa tu palabra a buscar

LO MÁS LEÍDO

PRINCIPIO DE MAYORÍA RELATIVA

Artículo 52, 53 y 56 Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos

Según el INE, el Principio de Mayoría Relativa es el principio de votación por el cual se declara ganador de una elección al candidato que tiene más votos que cualquiera de sus oponentes. De esta manera, obtiene el triunfo el candidato que obtiene el mayor número de votos aun si no alcanza la mayoría absoluta, es decir, mas del 50 % de los votos.

Ahora, la Corte en el estudio de fondo de la Acción de Inconstitucionalidad 15/2003, sostiene que conforme a la teoría, el principio de mayoría consiste en asignar cada una de las curules al candidato que haya obtenido la mayor cantidad de votos en cada una de las secciones territoriales electorales en que se divide un país. Este sistema expresa como característica principal fincar una victoria electoral por una simple diferencia aritmética de votos en pro del candidato más favorecido. El escrutinio mayoritario puede ser uninominal o plurinominal; de mayoría absoluta, relativa o calificada.

En cambio, el Principio de Representación Proporcional, obedece al principio de asignación de curules por medio del cual se atribuye a cada partido o coalición un número de ellos proporcional al número de votos emitidos en su favor.

Así, el sistema mayoritario resulta ser el más claro, porque permite la identificación del candidato; y, además, la elección por mayoría propicia el acercamiento entre candidato y elector. La propia identificación establecida entre electores y candidatos puede permitir al votante una elección más informada con respecto de la persona del candidato y menos sujeta a la decisión de un partido.

De conformidad con el artículo 52 Constitucional, 300 diputados se eligen bajo este principio mediante el sistema de distritos electorales uninominales. El artículo 54 nos dice que la demarcación territorial de los 300 distritos electorales uninominales es la que resulta de dividir la población total del país entre los distritos señalados. La distribución de los distritos electorales uninominales entre las entidades federativas se hace teniendo en cuenta el último censo general de población, sin que en ningún caso la representación de una entidad federativa pueda ser menor de dos diputados o diputadas de mayoría.

El término “uninominal” significa que cada partido político puede postular un solo candidato por cada distrito en el que participa, y el acreedor de la constancia (constancia de mayoría y validez) de diputado será el que obtenga la mayoría relativa de los votos emitidos dentro del distrito electoral de que se trate.

Por otro lado, en términos del artículo 56 Constitucional, de los 128 senadores que compone la Cámara de Senadores, 64 son electos bajo el presente principio, pues se trata de 2 senadores por cada Entidad Federativa.

Tesis y Jurisprudencia

Número de registro 2003082
Tesis: P. XVIII/2013 (10a.)
 

Los citados preceptos, al señalar que en ningún caso un partido político podrá contar con un número de diputados por ambos principios que representen un porcentaje del total del Congreso que exceda en 16 puntos a su porcentaje de votación estatal emitida, son constitucionales, ya que ese límite se ajusta a los principios que garantizan la representatividad y pluralidad en la integración de los órganos legislativos. En efecto, dada la integración del Congreso Local -30 diputados electos por el principio de mayoría relativa en los distritos electorales uninominales y 20 por el principio de representación proporcional-, a través de este límite se permite que los candidatos de los partidos minoritarios formen parte del órgano legislativo y se impide, a su vez, que los dominantes alcancen un alto grado de sobrerrepresentación, ya que la proporción que corresponde a los principios de mayoría relativa y de representación proporcional es de 60% y 40%, respectivamente. Además, este porcentaje no puede considerarse inconstitucional por no coincidir con el del 8% previsto en la fracción V del artículo 54 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, al no ser obligatorio para las Legislaturas Locales por ser aplicable únicamente al ámbito federal al referirse expresamente a la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión, siendo que el diverso artículo 116 constitucional, que rige para el ámbito estatal, no establece cifras o porcentajes a los cuales deban ceñirse las entidades federativas.

Número de registro 182601
Tesis: P./J. 76/2003
 

Si bien es cierto que sería jurídicamente correcto que las cuestiones inherentes a los principios de mayoría relativa y de representación proporcional se establecieran en las Constituciones de los Estados, también lo es que el hecho de que aquéllas se señalen en una ley secundaria no transgrede el orden jurídico constitucional. Ello es así porque de conformidad con el artículo 116, fracción II, de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, las Legislaturas Estatales se integran con diputados elegidos según los principios de mayoría relativa y de representación proporcional «en los términos que señalen sus leyes», por lo que debe entenderse que se deja abierta la posibilidad para que las aludidas cuestiones puedan preverse en las Constituciones o leyes de los Estados. Además, si la intención del Órgano Reformador de la Constitución Federal hubiera sido que todos los aspectos relacionados con dichos principios estuvieran previstos en las Constituciones Locales, así lo habría señalado expresamente en la fracción IV del citado precepto constitucional, que se refiere al contenido de las Constituciones y leyes de los Estados en materia electoral.

www.conceptolegalmx.com

COMPARTE